La Rumanía alternativa

la rumanía alternativa La gente se pregunta a menudo cómo se habría escrito la historia si las cosas hubieran sucedido de otra manera.

La gente se pregunta a menudo cómo se habría escrito la historia si las cosas hubieran sucedido de otra manera. ¿Qué destinos habrían tenido los individuos, las sociedades, las naciones, el mundo en general?

La “ucronía”, llamada contra historia, historia contra fáctica, historia alternativa es el género literario que plantea un universo alternativo a partir de un punto histórico de la realidad que conocemos. El género histórico es un género literario muy rico. El escritor y filósofo francés, Charles Renouvier, utilizó por la primera vez la palabra “ucronía” en un texto que escribió en el año 1876, que llevaba exactamente este título. Desde entonces, los escritores han dando rienda suelta a la imaginación y así se produjeron numerosos escenarios ucrónicos.

La Rumanía alternativa, o la Rumanía múltiple, es un discurso ficticio en que autores como el crítico literario y el profesor de literatura comparada, Virgil Nemoianu, que imparte cursos en varias universidades estadounidenses, ha planteado una historia en que la unión del año 1918 no tuviese lugar. En su juventud, Nemoianu fue un apasionado lector de novelas históricas.

 

“De tanto leer he llegado a descubrir la contra historia que arranca con acontecimientos que no han pasado y que muchas veces pueden resultar absurdos como por ejemplo la intervención de unos seres extraterrestres durante la Segunda Guerra Mundial. Por ejemplo, el  popular novelista, Harry Turtledove, escribió entre otras novelas, la titulada “Ruled Britannia” en la que imagina que la Armada Invencible conquistaría Inglaterra, la reina Isabel estaría encarcelada en la Torre de Londres y los británicos reconvertidos a la religión católica. A su vez, Lope de Vega sería un joven teniente que se lleva bien con Shakespeare para aprender secretos de la técnica dramatúrgica. Entretanto, viejos políticos urden una rebelión que sale victoriosa. Harry Turtledove escribió también otra novela titulada “The two Georges”, en la que el rey George III  y George Washington hacen las paces en vez de  producirse la ruptura entre EE. UU.  e Inglaterra.”

 

En el año 1918, se formó la Rumanía Grande, mediante la unión del Reino de Rumanía con Transilvania, Banato y Bucovina, realidad que los historiadores toman como tal y consideran que ningún otro escenario es digno de la ciencia histórica. Por su parte, Virgil Nemoianu no cree que una historia alternativa hubiera sido algo absurdo.

 

“Tanto en Europa, como en el mundo entero existen Estados múltiples del mismo idioma. En este caso, ¿cuáles habrían sido las ventajas? En primer lugar durante 1000 años, los rumanos vivieron en la encrucijada y bajo las presiones de grandes potencias imperiales, del este, sur y oeste. Tres presiones que al mismo tiempo eran tres influencias que afectaban al modo de ser y las costumbres en dichos países. En el antiguo reino se notaban influencias francesas y rusas, y en los Cárpatos se dejaba sentir la influencia alemana a pesar de la dominación húngara. ¿Cómo se hubieran podido desarrollar estos Estados? Pienso que la transferencia de habitantes de un lado al otro de los Cárpatos hubiera sido sencilla y fructífera. De todas maneras la transferencia se hubiera realizado. Incluso después de la formación de la Rumanía Grande hubo tendencias opuestas. De un lado, la atracción hacia Europa Central, del otro hacia la Confederación Balcánica, dentro de la que Rumanía se sentía más cercana a países como Yugoslavia, Bulgaria y Grecia.”

 

La Rumanía actual está formada por dos áreas  geoculturales distintas, el área extracarpática, en que dominaron la influencia del Imperio otomano y de la religión cristiano ortodoxa, y el área central europea, donde la influencia de Hungría, del Imperio habsbúrgico y del catolicismo fue sustancial. Virgil Nemoianu imaginó la historia alternativa de la Rumanía múltiple precisamente sobre estas premisas.

 

”El universo interior de los dos Estados habría sido distinto. Podemos imaginar que en la zona transcarpática el grado de urbanización hubiera sido mayor con una orientación política de centro izquierda ya que existía una tradición social demócrata bien instalada y un sólido sistema  de redes financieras, con bancos relativamente pequeños y albores de la industrialización. Este Estado imaginario hubiera podido parecerse a lo que hoy en día son Eslovaquia, Eslovenia y Croacia. Lo que antes había sido el Viejo Reino hubiera sido más poderoso desde el punto de vista intelectual porque existían universidades sólidas con una sólida tradición intelectual y además hubiera contado con una agricultura avanzada. Semejante tipo de Estado hubiera podido mirar con más seguridad hacia los Balcanes. Desde el punto de vista religioso, en este Estado transcarpático imaginario existía una cierta colaboración entre los ortodoxos y los grecocatólicos, existían también conflictos pero funcionaban unas relaciones de amistad. El Viejo Reino ostentaba una ortodoxia más pura y más cercana a los Balcanes. Además, creo que no hubiera sido posible que la ultraderecha se formara del mismo modo. Al mismo tiempo hubieran existido desventajas. La Rumanía unificada tuvo, en el período de entreguerras, un  determinado peso económico e incluso en el período comunista. Desde el punto de vista intelectual y cultural se puede hablar de una colaboración y de unos contactos entre los dos lados de los Cárpatos. No quiero decir que habría sido mejor si las dos partes se hubieran quedado separadas y hubieran existido dos Estados rumanos pero quiero subrayar que  habría existido ventajas y desventajas y es por ello que he imaginado la Rumanía múltiple”

 

La historia pasó tal como la conocemos hoy en día porque en la época fue la fórmula más válida. Este género literario, llamado “ucronía” no hace más que imaginar escenarios y es un juego literario. La Rumanía múltiple o la Rumanía alternativa se materializa en la diferencia de mentalidades visible incluso hoy en día, pero no es más que una variante que carece de credibilidad.


www.rri.ro
Publicat: 2018-12-31 13:11:00
Vizualizari: 407
TiparesteTipareste